Publication:

Cosmopolitan (México) - 2021-05-01

Data:

Una estatua para mama Di

NUESTRA COSMO

Por JESSICA LÓPEZ CERVANTES

De las rencillas entre hermanos porque compiten por su amor, incluso de la complicidad que los une para esconder de ella las travesuras y, sin duda, de los principios que los diferencian. Después de 24 años de su muerte, Lady Diana aún es para sus dos hijos un motivo de unión, genuino o políticamente correcto; lo es. Más allá de sus “distintos caminos”, toca a Harry y a Guillermo inaugurar el próximo mes de julio la estatua de la princesa de Gales, para conmemorar el que habría sido su cumpleaños 60. Al momento en que escribo esta columna, ninguno ha confirmado que lo harán juntos, pero –al menos– ya han tenido que ponerse de acuerdo en varios detalles: el lugar donde estará (en los jardines del Palacio de Kensington, donde la que habría sido reina de Inglaterra vivía antes de su fatal accidente), o incluso, el material del que será (de bronce, por cierto). Como sea, Diana es un ícono femenino para el mundo, también por su rol como mamá. Quizá su historia de abandono materno la llevó a ejercer la maternidad con denuedo, incluso –además– a quedarse con Carlos a pesar de no ser feliz (obviamente, esto segundo no la enaltece como madre). El punto, en realidad, es el trabajo que hizo para dar a su hijos una vida infantil sana y transmitirles valores muy humanos. En la entrevista realizada por ITV a los príncipes para el documental Diana, nuestra madre: su vida y legado de 2017, ambos la recuerdan divertida: “Ella era una madre traviesa, como una niña. Nos venía a ver jugar fútbol y nos metía dulces en los calcetines”, comentó Harry. En aquella producción, también aseguraron que su trabajo estaba dirigido a que perdurara el legado de su madre; la escultura es justo para recordar la labor que la británica hizo en favor de los enfermos de Sida o lepra, ancianos, niños africanos y personas con adicciones, causas que ninguno de los duques ha dejado de lado: Harry –junto con Meghan– ya activó su fundación Archewell; una de sus primeras acciones fue destinar fondos a World Central Kitchen, orgadedicada nización a distribuir alimentos en comunidades afectadas por desastres naturales en todo el mundo. William lanzó en 2020 el premio Earthshot, que pretende año tras año apoyar a las más innovadoras soluciones medioambientales. Y así como en aquel documental ellos mismos se imaginaron cómo sería su madre ahora, a mi cabeza viene su imagen diciéndoles una de sus famosas frases: “Quiero que mis hijos entiendan las emociones de la gente, las inseguridades, preocupaciones, los anhelos y sueños de los demás”.

Images:

Categories:

Televisa

© PressReader. All rights reserved.